Ver para creer (Trampas contra ciclistas)

El verano pasado llegó al correo de nuestra asociación la siguiente imagen. Quedamos absolutamente perplejos porque, de reflejar lo que nos contaron, venía a confirmar unos hechos de los que llevamos escuchando rumores en los últimos años. Se trata, parece ser, de una trampa contra ciclistas. En la foto se pueden apreciar unos alambres dispuestos a cierta altura atravesando una zona de paso, un camino. Según nos dicen esta imagen está tomada en Burgos, en uno de los senderos que van desde Fuentes Blancas hacia Cardeña. Imagínate las consecuencias que esta “bromita” puede tener para un ciclista.

Trampa contra ciclistas
Desde hace unos meses circula por ahí el vídeo que puedes ver abajo. Échale un vistazo, es muy sorprendente. A la par también han aparecido algunas dudas sobre la veracidad del mismo, que si es un bulo, que si es un montaje, etc. No lo parece. Desde hace tiempo nos llegan rumores de que en ciertos senderos, caminos, rutas, pasos, algunas personas ponen trampas contra ciclistas. Nos cuesta imaginar qué mueve a esas personas a hacer eso. Puede ser simplemente mala baba. O algún paseante que al que no le gusta compartir su paseo habitual con ciclistas. En algunos casos parece que alguien trata de apropiarse de la un trozo de terreno que linda con el suyo, pero, ¡vaya por dios!, separado por un camino y, ni corto ni perezoso, pues nada, corta el camino y disuade como puede a caminantes y ciclistas para que circulen por otro lado.


Un grupo de socios de Burgos Con Bici podemos dar fe de que estas cosas pasan. Experimentamos de manera contundente este fenómeno. Fue en una ruta por Murcia, durante la Semana Santa de 2013. Éramos un grupo de 12 ciclistas haciendo la Vía Verde del Noroeste, entre Caravaca de la Cruz y Murcia. En un tramo del recorrido que discurre entre las localidades de Campos del Río y Alguazas, la Vía Verde está cortada en plan casero por unos propietarios, con ramas y neumáticos y desviada por otro camino dando un rodeo. Algunos de nosotros, unos ocho, decidimos hacer el tramo original de la vía verde y atajar. El caso es que, además de estar cortado, ese pequeño trayecto está lleno de pinchitos de zarzas intencionadamente tirados en el suelo.  Tantos que entre los ocho ciclistas sufrimos en un par de minutos unos 80 (si, ochenta) pinchazos. Nos quedaban unos 10 km hasta la siguiente localidad (Alguazas) y tuvimos que parar en el camino a arreglarlos, con un sol de justicia. Los lugareños nos dijeron después que no era la primera vez. Que hacía poco una excursión de chavales, habían sufrido el mismo desmán. Nos animaron a denunciarlo a la policía local. Lo que está detrás de este asunto, parece que es el intento de apropiación del terreno de la vía verde por parte de algún propietario colindante. Aquí puedes ver una imagen de la sesión de reparación. Fue kafkiano.

Pinchazos en Murcia
La asociación Burgos Con Bici denuncia este tipo de prácticas e insta a las autoridades a ser eficientes en la detección y retirada de esas trampas así como en la identificación de los individuos que las colocan. También rogamos a todos los ciudadanos que denuncien este tipo de trampas si las ven o tienen conocimiento de ellas.